Los instrumentos musicales en el arte: #quenipintat

338
Sara Guasteví

Que ni pintat!

El acceso a los museos a través de internet es un hito alcanzado ya hace tiempo, gracias a la consulta de catálogos automatizados, cada vez con más datos y más precisos. Y su difusión a través de las redes también. Pero los técnicos de museos, cuando visitamos otros museos, no podemos evitar buscar paralelismos y, si los hay, imaginamos cuál podría ser el diálogo entre las diferentes piezas.

La música en diálogos temáticos: bestias, ropa, pintura

Desde el Museu de la Música, hace años que dedicamos todos los viernes del primer semestre del año a un proyecto digital que nos permita conocer nuestras colecciones –y, a veces, las de otros museos– desde las redes, con una mirada diferentes a la que nos ofrecen los catálogos o la exposición permanente. Un ejemplo es #Divendresbèsties, que recogía todos los instrumentos del museo que tuvieran relación con animales, ya fuese por los materiales, por la forma o porque los tenían dibujados, o el #DivenDress, un dialogo entre piezas de vestir e instrumentos musicales en un contexto histórico, social y musical.

Una visita al Museu Nacional d’Art de Catalunya en 2015, entreteniéndonos en buscar instrumentos –cuando todavía no sabíamos que esta investigación sería un proyecto– y una conferencia de Jordi Ballester sobre iconografía musical construimos lo que ha acabado siendo un diálogo entre los dos museos, bajo el título #quenipintat. La pregunta que hacía el propio Ballester nos dio la base de todo: “¿Por qué aparecen instrumentos musicales en los cuadros?”

Música i Art

Plasmar el mundo musical antes de la grabación sonora

La música es inmaterial y las grabaciones sonoras son una tecnología tardía, salvo algún invento de cilindro de púas, no se desarrolló hasta finales del siglo xix. Por lo tanto, si la música no era en directo, no existía.

Que un pintor hiciera aparecer, justamente, un instrumento, o un conjunto de instrumentos o de músicos, era la mejor manera de insinuar cuál podía ser el “hilo musical” de aquella escena en concreto, de aquella época y, además, es de las pocas formas que tenemos, la iconografía –o que alguien escribiera sobre música– de llegar al mundo musical antes de la grabación sonora.

Instrumentos musicales en las pinturas: ¿cómo hemos trabajado?

Ahora bien, aquí llega el diálogo: los instrumentos que pintaban, ¿eran realmente así? A través del proyecto #quenipintat, hemos buscado la confrontación de una selección iconográfica del fondo del Museu Nacional –26 obras de arte con textos de Jordi Ballester, de las casi 60 en las que pudimos observar instrumentos musicales–, de forma más o menos destacada, mostrando en paralelo instrumentos reales, del fondo del Museu de la Música de Barcelona, y procurando siempre la coincidencia cronológica o, en contadas ocasiones, instrumentos facsímiles posteriores.

Pau Gargallo, El violinista, 1920 i Violí del Museu de la Música

Pau Gargallo, El violinista, 1920 y Violín, MDMB 851, Étienne Maire Clarà, 1895-1902

Una vez que la idea tomó forma, iniciamos una selección de instrumentos que concordasen con las obras de arte, y tanto el departamento de colecciones como la dirección del Museu de la Música realizó una evaluación previa de ellos, ya que no siempre ha sido fácil discernir exactamente cuál era el instrumento representado. El segundo filtro y el análisis de contenidos ya fue con el profesor y especialista en iconografía Jordi Ballester, quien nos ha ofrecido a lo largo de los meses unos textos muy valiosos que son la tercera base importante del proyecto. Después se sumaron el equipo de colecciones y el de redes del Museu Nacional, con quienes acabamos de definir la lista (¡nos aportaron más obras que no conocíamos!) y discutimos cómo podrían ser estas publicaciones.

A parte de renovar la mirada sobre lo que creemos conocer, hemos querido, como objetivo principal, observar las semejanzas, las diferencias y detectar qué impacto puede tener un instrumento en un arte que, justamente, no se oye. En cada caso, hemos procurado destacar un detalle, una curiosidad, una “irrealidad” organológica, un contexto.

Como ejemplos curiosos, hemos encontrado un pequeño buccén (trombón) “haciendo de perro” en un poster, un clavicémbalo con la caja invertida, o una cornamusa construida por Pau Orriols, inspirada en la pintura con que hacía tándem:

Buccen i Papitu, de Francesc Labarta, 1911

Buccén y Papitu, de Francesc Labarta, 1911

Cornamusa i Nativitat del taller de Pere Garcia de Benavarri

Cornamusa y Natividad del taller de Pedro García de Benavarri

El #quenipintat (“que ni pintado”), por último, ha consistido en parejas –dípticos– de cuadro/objeto más instrumento, que hemos publicado en varias redes sociales, Facebook, Instagram y Twitter, y lo hemos ido agregando en paralelo a Pinterest. En lo referente a Twitter, teniendo en cuenta la extensión de los textos, es donde quizás la lectura ha resultado más incómoda, pero ha sido donde cada semana hemos preguntado a nuestros seguidores qué música les sugería cada tándem, que ha dado como resultado esta playlist en la plataforma Spotify.

A través de los textos propuestos por Jordi Ballester hemos redescubierto la bibliografía sobre iconografía musical de la que disponemos en la biblioteca. Y se ha producido un proceso inverso que todavía nos ha resultado más interesante: cada semana, el equipo del Museu Nacional ha ido incorporando a su catálogo las etiquetas con el nombre de los instrumentos de los que hemos hablado de forma que ahora, ¡si buscamos instrumentos pero no recordamos el nombre del autor o de la obra conseguiremos encontrarlos!

Y para acabar, mi agradecimiento especial a Jordi Ballester, a Jaume Ayats, a los equipos de colecciones de los dos museos, y el apoyo, información y acompañamiento desde el primer día del equipo de contenidos digitales del Museu Nacional, Conxa Rodà, Anna Ponce y Montse Gumà. Un buen ejemplo de trabajo colaborativo entre instituciones.

¿Qué otras “parejas” temáticas os gustaría explorar de las colecciones de los museos?

Sara Guasteví
Documentalista i Community manager, Museu de la Música</h6
Z_ Guest blogger

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CAPTCHA * Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.